miércoles, 30 de marzo de 2016

Pseudorretrato de Alfredo Pascu


Siempre disfruto mucho de todos los trabajos que hago, pero bien es cierto que hay algunos que termino haciéndolos con más cariño que otros. Este es uno de esos casos.

No tengo el placer de conocer personalmente a esta persona, pero aquellos que han tenido la oportunidad hablan de Alfredo con tanto cariño que no he podido evitar el sentirme contagiada.


Cuentan que es una persona muy cercana, cariñosa, que siempre está de buen humor e inspira tanta alegría que enamora al instante. Pero la cosa no queda ahí, este señor un cantante de ópera de mucho talento, de hecho es uno de los tenores más preciados de Europa en este momento.


Durante su estancia en Gandia como profesor invitado en la escuela de teatro Act&Play, tuvo la oportunidad de ver el pseudorretrato que hice de Laura Moise. Según la misma Laura: "dice que no se marcha si no le haces uno", pero el pobre Alfredo tuvo que dejar España con la promesa de que tarde o temprano le llegaría su retrato by Mirilustra. Las únicas instrucciones que me dieron fueron "no lo dibujes en plan dibo" cosa altamente difícil, pues mi única fuente de información era Facebook y la gran mayoría de sus fotos son de sus actuaciones.


 Al final, como de costumbre, llegó la inspiración. Decidí aislarme de toda fuente gráfica y preguntarme objetivamente acerca de su persona, de este modo entendí que Alfredo es alguien que disfruta de la vida y de la gente, que adora la música y sobre todo cantar.


En principio pensé dibujarle en un espacio cerrado mirando a con un micro con cariño, pero pronto llegué a la conclusión de que no era una buena idea pues los cantantes de ópera presumen de cantar sin necesidad de usar micrófonos o elementos que potencien su voz.
También me incomodaba en colocarlo en un espacio cerrado, pienso que una persona que irradia tanta positividad debe entenderse mejor como un espíritu libre. Así que finalmente lo representé en medio de la naturaleza contemplando con cariño el canto de un pajarillo.


En diciembre el paquete estaba listo y tomó rumbo a Bucharest con la mala suerte de que Alfredo estaba fuera por motivos de trabajo, así que no ha llegado a sus manos hasta el pasado fin de semana.

¡Que lo disfrutes Alfredo! ¡Un abrazo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario